Abuso sexual infantil (ASI)


Abuso sexual infantil (ASI)

Cualquier niño o niña puede ser victima de abuso sexual. No existe perfil o características específicas que determinen la ocurrencia del abuso. Se da en todas las clases sociales, religiosas y niveles socioculturales, siendo los niños o niñas afectados de diferentes edades.

El abuso sexual puede ser definido como cualquier conducta de tipo sexual que se realice con un niño o niña desde una posición de poder, violencia y/o autoridad en las siguientes situaciones:

  1. Tocamiento de genitales u otras zonas del cuerpo del niño o niña por parte del abusador.
  2. Incitación por parte del abusador al manoseo de sus propios genitales.
  3. Penetración o intento de penetración ya sea con sus propios genitales u otro elemento.
  4. Exposición de material pornográfico.
  5. Contacto bucogenital.
  6. Exhibición de sus propios genitales al niño o niña.
  7. Elaboración de material pornográfico.

Factores de riesgo del niño/a

  • Falta de educación sexual.
  • Falta de contención familiar / afecto / atención.
  • Actitud pasiva.
  • Aislamiento.
  • Timidez.
Las formas más frecuentes de abuso son:
  • La explotación.
  • El incesto.
  • La violación.
  • La vejación.

¿Cuándo debo sospecharlo?


Las siguientes serían SEÑALES DE ALERTA a tenerse en cuenta:


A. Lactante y preescolar
  • Trastornos de Alimentación.
  • Trastornos del sueño.
  • Trastornos de conducta.
  • Miedos y fobias leves.
  • Anomalías en el juego.
  • Retraso del desarrollo psicomotor.
B. En edad escolar
  • Dificultades escolares.
  • Trastornos de comunicación.
  • Trastornos de conducta.
  • Trastornos de ansiedad.
  • Trastornos del estado de ánimo.
  • Trastornos del comportamiento alimentario.
  • Trastornos de personalidad.
El conjunto de estos factores nos haría sospechar que un niño o una niña se encuentra en condiciones de RIESGO, siendo necesaria una rápida consulta para su detección precoz.


¿Tiene alguna consecuencia inmediata el contacto o toqueteo sexual?


Sí, en el 100% de los casos hay una repercusión psicológica.

El 5 % de los niños y niñas que sufren Abuso Sexual adquieren una enfermedad de transmisión sexual (ETS) como resultado de la agresión.

La identificación de agentes de transmisión sexual en los niños o niñas más allá del período neonatal sugiere Abuso Sexual.

El Abuso Sexual Infantil tiene tratamiento preventivo con antibióticos y antiretrovirales que debe evaluarse en cada caso por un Infectólogo y antes de las 72 horas del hecho.


¿Dónde concurrir en caso de sospecha?


El Abuso Sexual es un DELITO que se encuentra reprimido por la Ley.

Este DELITO se configura en cualquier conducta que atente contra la integridad sexual de las personas, ya sea mediante violencia, amenazas o cualquier medio intimidatorio por relaciones de dependencia, de autoridad o poder.

El DELITO se ve agravado cuando es cometido por ascendientes, descendientes, hermanos, tutores, curadores o personas encargadas de la educación de las víctimas.


Denuncia

  • La puede realizar cualquier persona que tome conocimiento de que se ha cometido este delito. 
  • La denuncia es obligatoria cuando la víctima es un menor de edad o para las personas que se desempeñen en ámbitos de salud o educativos. 
  • Cualquier padre / madre o familiar que sospecha que su hijo / hija fue víctima de abuso DEBE acercarse a realizar la denuncia correspondiente. Esta denuncia puede hacerse en forma escrita o verbal ante el Juez o Agente Fiscal de turno (calle 7 e/ 56 y 57 de La Plata) y en el ámbito policial en el CIDIIS (calle 1 esq. 59 de La Plata). 


  Autor/es: Dra. Cecilia Borrone; Dra. Nora Caselli; Dr. José Llorente, Dra. Marianela Troncatti; Dra. Analía Vélez

  Filiación: Hospital

  Palabras claves: abuso sexual infantil, ASI, abuso